La revista electrónica de Los Cabos
       La revista electrónica de Los Cabos

Miraflores en Cabo del Este

Por: Sandra Ricco 

 

Shumann por Lang Lang

Albumfür die Jugendop 68 part 1

Es primavera.

Vamos a Miraflores…

Es un poblado acogedor que se ubica en el municipio de Los Cabos. Solo necesitas recorrer 45 km desde el norte de San José sobre la carretera #1.

Aquí se encuentra el primer monumento dedicado a la mujer en todo México, un hallazgo considerable.

Nos encontramos al este de la Sierra de la Laguna sobre el nivel del mar.

Tenemos hambre, busco un pan bachi, imperdible, receta legado de los monjes Franciscanos. Es etéreo, simple, me fascina y no me da alergia.

Con más ganas…

La recomendación es visitar el Valle de los fósiles marinos, con 15 millones de antigüedad, luego; la cañada de Miraflores, para después visitar el taller de muebles rústicos.

Taller que debiera crecer y convertirse en el principal proveedor de muebles de madera de Los Cabos.

Miraflores es fundada en 1820 por ingleses piratas, antes se denominaba “Rancho Viejo”, en 1857 Benito Juárez le da el nombre de Miraflores, según me confirmó Bertha Navarro, bibliotecaria y cronista nativa.

La Misión para ir a nivel espiritual es minimalista, se encuentra frente a la casa de cultura y biblioteca, a la que por cierto le urgen libros. Donemos.

Para los ecoturistas, y aventureros es a descubrir las pinturas rupestres de domicilio conocido por los nativos locales y las lagunas cercanas como opción.

Caminar sus calles tranquilas con el viento que refresca al atardecer es un momento a valorar.

Probemos su gastronomía en Los Agaves. Una delicia su comida que en temporada ofrece langosta exquisita y sus tradicionales enchiladas Miraflores. Una margarita de Pitaya resulta exótica, excepcional. Solo cierran los sábados. Extraño.

Nos refrescamos luego los pies, en un riachuelo que baja luego de la mini tormenta de ayer.

Porque cuando llueve en la madrugada, pues es un microclima único, se renuevan los mantos acuíferos, y es excelente momento para visitar los espacios acuáticos del Estado, como en verano.

Muy cerca, en Caduaño se encuentran también algunas pinturas rupestres; la laguna de la trucha y explorar el cañón de Yeneka con sus cascadas en temporada, para cultivar la mirada y cuidar el entorno, pues es cuestión de supervivencia.

“Villageoises Six Petites Pièces Enfantines”

Pounenc por Lang Lang

A saber, que estos poblados son austeros, interesantes para ver qué podemos hacer por ellos. Es un paseo interior, lúdico y sensorial. Pon atención y no te arrepentirás.

La derrama económica que representa una visita de los turistas es de gran ayuda para sus habitantes. Es una obra relevante.

Los quesos, lácteos,los panes, las verduras y frutos son orgánicos y deliciosos. No olvides llevarlos.

Porque el aislamiento de nuestra tierra a su vez le da un suelo limpio que da productos de gran calidad orgánica.

Así como las carnes bien logradas por su ganadería responsable.

Podría abastecer más a Los Cabos.Ese es mi deseo de progreso justo, de Prosperidad.

Vamos avanzando…apresuremos el paso.

Miraflores, sitio de mujeres hermosas como fue designado, a saber, la que la belleza interior se refleja en lo absoluto al exterior.

Imperdible.


Primer monumento dedicado a las madres en México