La revista electrónica de Los Cabos
       La revista electrónica de Los Cabos

Cascais y Estoril, los dos cabos de Portugal

Por: Sandra Ricco 

 


Porque es secreto grande de Portugal, mágico es descubrirlo a saber que es el otro Cabo.

Entre los placeres de la tierra y la belleza fascinante del mar se deja ver esta bahía arenosa ubicada en el Océano Atlántico de impresionantes vistas y playas.

Muy cerca de Lisboa, Cascais recibe elegante.

Una villa como le llaman los residentes,  hogar de reyes exiliados y de aristocracia portuguesa e internacional que competía con Montecarlo en los años treinta.

Hoy cuenta con ese casino que le dio gloria, y las comodidades de antaño pero a bajo costo. ¡Bingo!

Luego de pensar que Portugal todo es melancolía, Fado y  lamento en humedad; el camino me llevó al cielo portugués... su paraíso.

Un aire tibio y tranquilidad luego del frío seduce.

Llegar desde Lisboa es pensar que  tanta belleza es imposible, pero es noche, y aunque tanto orden y lujo deslumbra, es posible encontrar ¡habitación a la mitad de precio! Y me quedé. Eso es saber dar la bienvenida al viajero agotado.

Despertar y ver un sol de luz que me recuerda la Baja California Sur es adrenalina y ganas de descubrir más... ¿un paraíso en el frío Atlántico? SI.

Desayuno incluido de primera calidad con panes de nuez recién hechos, un mini buffet fresco con algunas frutas exóticas que no abundan tipo maracuyá.

Siguiendo por la ruta del escritor Saramago llegué al castillo edificado por el Rey Juan I alrededor del año 1360, en plena playa, para luego echar un expresso en un cafetín democrático y limpio a pie de arena.

La moderna Marina de Cascais está bien equipada con un Centro Cultural Cascais ¡que sí funciona! Y tiene exposiciones internacionales todo el año, con su enorme explanada donde la chaviza anda en bicis y su piscina de agua salada en la playa de Tamariz es pública y recibe a propios y extraños... indispensable.

Su Casino, icono en toda Europa expone arte y música a diario de forma... gratuita en su explanada.

Impresionante es recorrer su costera de dos sentidos con su ciclopista que por cierto está llena de estudiantes y trabajadores ecológicos ¡y delgados de tanto pedalear!

Sus Dunas de arena blanca allá en lo más remoto donde hay una reserva ecológica, surf y vientos huracanados parecidos a los nuestros... los de Santana.

Su faro que aun funciona como guardián fue el primero en el país, y alrededor una plazuela moderna que alberga artesanos y muy buen café. Así fácil fue hacerme de una colcha tradicional y servilletas artesanales mientras miraba el mar... un placer.

Lugar hípico por tradición, recibe con orgullo el gran premio de Portugal, acogiendo a los mas brillantes jinetes del mundo.

Bañada por el Océano Atlántico la costa de Estoril invita al placer de los días soleados.

Conserva tradiciones ancestrales de unión con el mar, anualmente la comunidad de pescadores agradece la protección de su patrona, Nuestra Señora de los Navegantes, una procesión, el momento más sublime de estas fiestas de carácter religioso.

Está procesión, como indica la tradición comienza junto a la iglesia matriz, los barcos acompañan, siguiendo su recorrido en la distancia, desde la hermosa bahía de  Cascais hasta la Guía y vuelta, con las imágenes de sus santos a cuestas.

Así no faltan a la cita las propuestas gastronómicas, muestras de artesanía y noches de espectáculos ofrecidos por artistas nacionales.

Un Lugar de mil sensaciones, que parece el paraíso del decadente Portugal a simple vista.

Festivales de música Jazz es este año un regalo para la costa de Estoril que  acoge  artesanía fusionada con la industria creativa mas moderna.

La vibrante energía del arte y el espíritu irreverente de la moda ocupan espacios.

Naturaleza, mar espíritu aventurero y e historia se fusionan.

Estos días artesanos itinerantes de todas las regiones de Portugal muestran en directo la cultura de su tradición… sobretodo la cerámica y textil.

Aquí el publico infantil no ha sido olvidado, tiene su horario y las llamadas Fiestas del Mar que ofrece la lujosa villa de Cascais que hace un eje con Estorial como si fueran ¡¡dos cabos!!

La zona de Cascais estuvo habitada desde la época prehistórica, como lo demuestran algunas excavaciones arqueológicas, hay villas que dan testimonio de la época romana. La invasión árabe es inspiración para diversos nombres en los poblados cercanos como "Cascais".

Lugar de Golf por tradición, recibe con orgullo el gran premio de Portugal, de tener todo el año deportistas entrenando.

Conserva tradiciones ancestrales de unión con el mar, anualmente la comunidad de pescadores agradece la protección de su patrona, nuestra señora de los navegantes, una procesión, el momento más sublime de estas fiestas de carácter religioso.

Esta procesión, como indica la tradición comienza junto a la iglesia matriz, los barcos acompañan, siguiendo su recorrido en la distancia, desde la hermosa bahía de Cascais hasta la Guía y vuelta, con las imágenes de sus santos a cuestas.

Así no faltan a la cita las propuestas gastronómicas a base siempre de pescado, muestras de artesanía y noches de espectáculos ofrecidos por artistas nacionales. 

Siguiendo la ruta del gran Saramago vamos al otro cabo... a Cabo Da Roca a conocer el otro rostro de Portugal.

Desde Cascais y su mini carretera de dos sentidos, lugar de luz y villas arboladas a Estoril: el caballo ganador de Portugal.